banner1 banner2 vacunela

VACUNARSE

NO ES SOLO

COSA DE

NIÑOS

  • Vacunas
    vacunas
  • Servicios
    servicios
  • Enfermedades
    enfermedades
  • Esquema de Vacunacion
    esquemas

PENTAVALENTE

Está indicada para la inmunización frente a: DPT + Hib + Polio

DIFTERIA

Definición

Es una infección aguda causada por la bacteria denominada Corynebacteriumdifteriae que produce toxinas.
Causas, incidencia y factores de riesgo
La difteria se transmite usualmente por emanaciones respiratorias de personas infectadas o portadores asintomáticos y por objetos o alimentos (como la leche) contaminados. El período de incubación  es de 2 a 5 días.

En principio, la bacteria infecta la nariz y la garganta, aunque puede inicialmente infectar la piel y producir lesiones cutáneas. La infección puede extenderse por vía sanguínea a otros órganos donde es capaz de ocasionar un daño significativo. Aunque la toxina puede dañar cualquier tejido, los sistemas cardíaco y nervioso son los afectados con mayor frecuencia y gravedad.

La infección localizada en la garganta y en el área de las amígdalas produce una membrana característica de color gris a negro, dura y fibrosa que puede ocasionar una obstrucción de las vías respiratorias.

Actualmente, la enfermedad es poco común en muchas partes del mundo debido a la extensa inmunización y los factores de riesgo son, entre otros: hacinamiento, higiene deficiente y falta de inmunización.

Síntomas

  • Dolor de garganta que puede fluctuar entre leve y severo acompañado de deglución dolorosa y ronquera
  • Babeo: indica que está a punto de presentarse una obstrucción de las vías respiratorias
  • Fiebre y escalofríos
  • Drenaje nasal sanguíneo y acuoso (serosanguíneo)
  • Tos similar a la de Crup (perruna)
  • Estridor, dificultad respiratoria o respiración rápida
  • Se puede presentar ausencia de respiración (apnea)
  • Coloración azulada de la piel que puede ser causada por falta de oxígeno
  • En la difteria cutánea se pueden observar lesiones en la piel (común en los trópicos
Nota: puede ser asintomática.

Complicaciones
La toxina de la difteria puede causar daño al corazón, el sistema nervioso, los riñones y otros órganos, provocando trastornos tales como:
  • Miocarditis que puede ocasionar insuficiencia cardíaca.
  • Parálisis neurológica o neuritis periférica que ocasiona movimientos descoordinados y otros síntomas (se desarrolla en 3 a 7 semanas). La lesión severa del sistema nervioso puede provocar parálisis.
  • También se puede presentar lesión renal o nefritis.
Prevención

La rutina de vacunación infantil y el refuerzo en los adultos previenen la enfermedad.

TETANO

Definición

Es una enfermedad causada por la toxina de la bacteria Clostridiumtetani que afecta al sistema nervioso central y que algunas veces provoca la muerte.

Causas, incidencia y factores de riesgo

Las esporas de la bacteria Clostridiumtetani se encuentran en el suelo y están distribuidas en todo el mundo. La bacteria puede permanecer latente en forma de espora en los suelos y puede permanecer infecciosa por más de 40 años.

El tétanos causa hasta un millón de casos anuales, la mayoría en los países en desarrollo. Las infecciones por tétanos en los recién nacidos representan alrededor de la mitad de las muertes relacionadas con tétanos en estos países.

La infección comienza cuando las esporas penetran en el organismo a través de lesiones o heridas. Las esporas germinan y liberan bacterias activas que proliferan y producen una neurotoxina conocida como tetanospasmina, la cual se encarga de bloquear selectivamente la transmisión inhibitoria nerviosa de la médula espinal a los músculos, permitiendo que los éstos entren en espasmo severo.

El período de incubación es de 5 días a 15 semanas, con un promedio de 7 días. En los países en vías de desarrollo, es frecuente encontrar el tétanos como causa frecuente de muerte en neonatos por infección del cordón umbilical.

Síntomas

  • Espasmos y contractura del músculo mandibular (“trismos”)
  • Espasmos y rigidez de varios grupos musculares:
  • Músculos del cuello
  • Músculos torácicos
  • Músculos abdominales
  • Músculos de la espalda, que conlleva en ocasiones a una posición arqueada del tronco (opistótonos)
  • Convulsiones tetánicas (contracciones musculares violentas, fuertes y dolorosas)
  • Irritabilidad
  • Fiebre
Signos y exámenes

El diagnóstico de tétanos se hace sobre la base de la historia y los hallazgos físicos característicos de la enfermedad. Los estudios diagnósticos generalmente son de poco valor, ya que en las dos terceras partes de los casos, el cultivo del sitio de la herida puede encontrarse negativo. Sin embargo, un cultivo positivo confirma la presencia de la enfermedad.

Tratamiento
  • Se debe controlar y contrarrestar la tetania con antitoxinas (inmunoglobulina para tétanos).
  • Se debe administrar penicilina para destruir los C. tetani. Se pueden utilizar otros antibióticos como clindamicina, eritromicina o metronidazol en pacientes alérgicos a la penicilina.
  • Se deben eliminar y destruir las fuentes de la toxina a través de una exploración quirúrgica y limpieza de la herida (desbridamiento).
Expectativas (pronóstico)

La tasa de mortalidad es alta para niños y personas de edad avanzada. Las heridas en sitios como la cabeza o la cara ofrecen mayor peligro que las que ocurren en el resto del cuerpo. Si la persona sobrevive la fase aguda de la enfermedad, la recuperación por lo general es completa. Los episodios de hipoxia (carencia de oxígeno) no corregidos, ocasionados por el espasmo muscular, conducen al daño cerebral irreversible.

Complicaciones

  • Obstrucción de la vía aérea
  • Paro respiratorio
  • Insuficiencia cardíaca
  • Neumonía
  • Fracturas
  • Daño cerebral debido a la falta de oxígeno durante los espasmos

Prevención

El tétanos es completamente prevenible con una vacuna contra el tétanos activa, la cual brinda protección por 10 años. Los estudios realizados en el ejército sugieren que la protección efectiva persiste hasta por 12 años después de la última vacunación.

PERTUSIS O TOS FERINA-CONVULSIVA:

Definición
Es una enfermedad bacteriana altamente contagiosa que afecta al sistema respiratorio y produce accesos de tos que, por lo general, terminan con una inspiración profunda que produce un sonido muy agudo.
Nombres alternativos
Pertusis, Tos ferina
Causas, incidencia y factores de riesgo
La tos ferina, también conocida como pertusis, es causada por una infección con la bacteria Bordetellapertussis. La infección se propaga a través del aire por las gotitas respiratorias de una persona infectada. El período de incubación es generalmente de 7 días.
La tos ferina puede afectar a personas de cualquier edad. Antes de la llegada de la inmunización generalizada, la enfermedad se presentaba principalmente en los bebés y los niños pequeños. Ahora que a la mayoría de los niños se les inmuniza antes de la edad escolar, un porcentaje más alto de casos se encuentra entre los adolescentes y adultos.
Sin embargo, alrededor del 38% de los casos reconocidos se presenta aún en bebés menores de seis meses. La inmunización temprana (ver programas de inmunización de la infancia), por lo general, puede prevenir la aparición de esta enfermedad severa, que en algunas ocasiones puede ser fatal o llevar a discapacidad permanente cuando afecta a los bebés.
La bacteria invade la nariz y la garganta, el conducto respiratorio (tráquea) y los pulmones. La infección dura, por lo general, 6 semanas y comienza con síntomas similares a los de un resfriado común y progresa a accesos (paroxismos) de tos después de 10 a 12 días.
La tos se caracteriza por ser persistente, dos o tres toses sucesivas sin inhalar seguidas de un ruido inspiratorio característico. Generalmente, la cara se vuelve cada vez más roja a medida que se tose y luego se torna levemente azulada (cianótica).
La inmunización puede modificar el curso de la tos ferina cuando no produce inmunidad total. Cuando los síntomas no son clásicos, la tos ferina es difícil de diagnosticar y como resultado es probable que el trastorno no sea bien diagnosticado.
Sintomas
  • Flujo nasal
  • Tos, severa, puede ser seca o puede producir esputo
  • Fiebre leve (102º F – 38.8º C o más baja)
  • Ataques severos de tos
  • termina en un sonido estridente de tono alto al inhalar o en un “grito” de tono alto (tos ferina)
  • ataque de tos (paroxismo) que puede terminar en una pérdida temporal de la conciencia
  • tos con dificultad respiratoria
  • Vómito durante un ataque severo de tos
  • Diarrea
  • Ataque de asfixia en niños
Signos y exámenes
Los exámenes pueden incluir:
  • Un cultivo de secreciones de boca y nariz
  • Un cultivo de frotis de la garganta
  • Un conteo sanguíneo completo (CSC) con un conteo de leucocitos elevado, caracterizado por un gran número de linfocitos (linfocitosis)
  • Exámenes serológicos (de la sangre) para BordetellaPertussis
  • Exámenes inmunológicos
Tratamiento
Antibioticoterapia.
Complicaciones
  • Disminución o suspensión de la respiración (apnea)
  • Neumonía
  • Convulsiones por falta de oxígeno que pueden causar daño permanente en el cerebro
  • Hemorragia nasal
  • Infecciones del oído
  • Daño cerebral por falta de oxígeno (encefalopatía anóxica)
  • Sangrado en el cerebro (hemorragia cerebral)
  • Trastorno convulsivo (permanente)
  • Retraso en el desarrollo
Prevención
Vacunación desde los 2 meses de edad.
 

POLIO

Definición
Es una enfermedad infecciosa producida por un virus llamado poliovirus que puede afectar a todo el cuerpo, incluso los músculos y los nervios. En los casos graves, puede producir parálisis permanente o la muerte.
 
Causas, incidencia y factores de riesgo
 
La poliomielitis es una enfermedad contagiosa causada por la infección con el poliovirus, el cual se transmite por contacto directo de persona a persona, por contacto con las secreciones infectadas de la nariz o la boca o por contacto con heces infectadas. El virus entra a través de la boca y la nariz, se multiplica en la garganta y en el tracto intestinal donde es absorbido y se disemina a través de la sangre y el sistema linfático. Finalmente, el período de incubación dura de 5 a 35 días con un promedio de 7 a 14 días.
 
Signos y exámenes
El examen puede mostrar signos de irritación meníngea (parecida a la meningitis), como rigidez de nuca o rigidez de espalda con resistencia a la flexión de la nuca. Al sentarse, la persona puede necesitar apoyar el cuerpo con los brazos; puede tener dificultad para levantar la cabeza o las piernas cuando está en posición supina (acostada boca arriba). Los reflejos pueden ser anormales. La enfermedad puede parecerse a la encefalitis y afectar los nervios craneales causando dificultad con la expresión facial, la deglución y la masticación, entre otras; también puede producir asfixia o dificultad respiratoria.
Los cultivos virales de las abluciones de la garganta, de las deposiciones o del líquido cefalorraquídeo (LCR) confirman el
diagnóstico (ver recolección de LCR). El examen rutinario de LCR puede ser normal o puede mostrar un ligero incremento en la presión, la proteína y los glóbulos blancos.
 
Tratamiento
 
El objetivo del tratamiento es controlar los síntomas mientras la infección sigue su curso. Se pueden necesitar medidas de salvamento, particularmente asistencia con la respiración en casos graves. Los síntomas se tratan de acuerdo con su presencia y gravedad. Los antibióticos se pueden utilizar para tratar las infecciones del tracto urinario, los medicamentos
como el betanecol pueden reducir la retención urinaria, los analgésicos se utilizan para reducir el dolor de cabeza, el dolor muscular y los espasmos. En general, no se suministran narcóticos porque aumentan el riesgo de dificultad respiratoria.
El calor húmedo (paños calientes, toallas calientes, etc.) puede reducir el dolor y el espasmo muscular.
La actividad solamente está limitada por el grado de la molestia y de la debilidad muscular. Es posible que a la larga se necesite fisioterapia, abrazaderas o zapatos correctivos, cirugía ortopédica o intervenciones similares para maximizar la recuperación de la fuerza y de la función muscular.
 
Complicaciones
  • Diseminación de la infección a otras personas no inmunizadas
  • Parálisis muscular permanente, discapacidad o deformidad
  • Edema pulmonar
  • Shock
  • Complicaciones por la inmovilidad en la cual hay compromiso respiratorio (pulmones)
  • Neumonía por aspiración
  • Hipertensión
  • Infecciones del tracto urinario
  • Cálculos renales
  • Íleo paralítico (pérdida de la función intestinal)
  • Miocarditis
  • Corazón pulmonar
Prevención
La vacuna de inmunización contra la polio evita en forma efectiva la poliomielitis en la mayoría de las personas (la inmunización tiene una efectividad superior al 90%

HAEMOPHILLUS INFLUENZAE TIPO B

DEFINICION:
 
El Haemophilusinfluenzae tipo b es un tipo de bacteria que puede causar distintas enfermedades, desde una leve infección en la piel hasta una infección de la sangre o una meningitis. La bacteria Haemophilusinfluenzae tipo B se propaga a través de las mucosidades y/o de la saliva.
La mayoría de las infecciones ocurren cuando alguien que es portador de la bacteria (sea en la nariz y/o la garganta) tose o estornuda cerca de alguien que no ha recibido el ciclo completo de la vacuna correspondiente.
Las personas que son portadoras de la bacteria Haemophilusinfluenzae tipo B pueden contagiar la infección a otras personas mientras la bacteria permanece en su organismo, aunque ellos nunca lleguen a desarrollar la enfermedad.